ARCHIVO DE NOTICIAS Icon_datepicker

Religiosas africanas con presencia en Colombia cumplen 100 años de creación

Jueves, 20 de Marzo, 2014

Hmna_pierrette_fadegmon__hmna_rosa_arouna__hna_augustina_alado

La Comunidad de las Hermanas Oblatas Catequistas Pequeñas Siervas de los Pobres, nacida en Benín, África, el 19 de marzo de 1914 y quienes desde hace 17 años misionan pastoralmente con los más pobres en Colombia, celebrarán su centenario con una Eucaristía en la Catedral Metropolitana María Reina, el próximo sábado 22 de marzo, a las 10:00a.m. presidida por el Arzobispo de Barranquilla Monseñor Jairo Jaramillo Monsalve.

Actualmente, cuatro mujeres conducen esta comunidad en Barranquilla: su directora, la hermana Rose María Arouna, y quien también se desempeña como Jefe de proyectos y programas en el Secretariado de Pastoral Social Arquidiocesano; la hermana Micheline Towanou, Directora Arquidiocesana de las Obras Misionales Pontificias de Barranquilla; la hermana Pierrete Fadegmon, quien se dedica a la confección de ornamentos y la hermana Augustina Alado, secretaria de la Parroquia Santa María Goretti, del barrio Las Américas.

“En comunión con el pueblo que peregrina en la Arquidiócesis de Barranquilla, doy infinitas gracias a Dios por darnos el privilegio de engrandecer nuestra acción pastoral con la presencia de esta comunidad misionera, que nos permite recordar el regalo espiritual a la Iglesia Universal de los fundadores de esta comunidad religiosa, reverenda madre Elizabeth Nobre de la Trinidad, padre Emile Francois Barril y la co-fundadora madre Valentina Cavallo”, comparte el Arzobispo de Barranquilla.

En la celebración estará presente el presbiterio arquidiocesano, feligreses de las parroquias en donde ha estado presente la comunidad; fieles de Santa Teresita del Niño Jesús, patrona de las Hermanas Oblatas Catequistas Pequeñas Siervas de los Pobres; autoridades civiles y por supuesto el Arzobispo Emérito de Cartagena, Monseñor Carlos José Ruiseco, quien siendo Arzobispo de Cartagena, dio la bienvenida a esta comunidad africana a su llegada a Colombia, específicamente a Calamar, Bolívar, municipio donde se instalaron el 16 de febrero de 1997 y fueron acogidas por la parroquia Inmaculada Concepción.

Las hermanas negras, como jocosamente les llaman, desde el 28 de julio de 2000 se encuentran en Barranquilla en el barrio Las Américas, cercanas a la parroquia Santa María Goretti, abrieron la segunda comunidad del país. Ocho años después, la parroquia Nuestra Señora de los Dolores de Segovia Antioquia, acogió la tercera comunidad, de la cual les tocó prescindir su misión en servicio de los más pobres, debido a quebrantos de salud de las hermanas por la condición climática del lugar.


© 2018 Arquidiócesis de Barranquilla - Todos los Derechos Reservados. Powered by Logo_dx